El tai chi moderno es una forma de arte marcial de meditación que practican millones de personas en todo el mundo. En China, es habitual ver a la gente llevando a cabo su rutina en el parque temprano a la mañana antes del trabajo.
 
Este tipo de terapia complementaria últimamente se ha ganado el respeto de los investigadores debido a los beneficios de salud que proporciona, en particular, por mejorar la fuerza y el equilibrio. Y lo que es lo mejor de todo, es que cualquiera puede practicar tai chi ya que se trata de un tipo de ejercicio de muy bajo impacto que produce bienestar.
 
Tai chi: el misterio
Tai chi para personas ocupadas
Tai chi, saludable y alegre
Tai chi para todos
El tai chi, ¿es para mí?
Líneas de acción

 

Tai chi: el misterio

Se sabe poco sobre los orígenes del tai chi. Según una leyenda popular china, fue concebido por un monje taoísta llamado Chang San-Feng, de allí su nombre alternativo ‘tai chi chang’. Se piensa que los movimientos están basados en los de los animales, en los cuales se mueve el cuerpo lentamente, suavemente y con gracia a través de una serie de posturas. El énfasis está puesto en la meditación. Esto quiere decir que usted intenta dejar de lado los pensamientos que lo distraen, concentrarse y respirar profunda y relajadamente. Una vez que ha aprendido una rutina, debe poder moverse de una postura a la otra de manera suave y continua.
 

Tai chi para personas ocupadas

La forma más popular de tai chi es el estilo Yang, que tiene 108 posturas. Existen otras cuatro formas conocidas como Chen, Hao, Wu y Sun. Ya que las posturas no siguen una rutina fija ni tienen un tiempo límite, usted puede practicar tai chi como lo desee, tanto tiempo como quiera y en el lugar que le convenga.
 

Tai chi, saludable y alegre

Según la medicina tradicional China, a través de nuestro cuerpo corre una energía llamada  ‘qi’ (se pronuncia chi).  Si usted está enfermo o no se siente bien, se piensa que el flujo de qi estará alterado. En el tai chi, se usan los conceptos del yin y el yan (fuerzas opuestas) para ayudar a restablecer el flujo de qi y mantener un equilibrio saludable dentro de su cuerpo. A pesar de que estos conceptos no son reconocidos por la medicina tradicional, los investigadores han reconocido los beneficios físicos y psicológicos del tai chi. Por ejemplo, las sesiones regulares pueden mejorar su salud en general y su bienestar mental y ayudarle a aliviar los síntomas de algunas afecciones crónicas.

  • Osteoartritis. Si usted padece osteoartritis, el tai chi puede ayudarle a reducir el dolor o la rigidez en las articulaciones, en especial en sus rodillas.
  • Artritis reumatoidea. Aunque es posible que el tai chi no pueda reducir significativamente la inflamación o el dolor en sus articulaciones, puede mejorar la flexibilidad, especialmente de sus tobillos.
  • Hipertensión arterial. La práctica regular de sesiones de tai chi puede ayudarle a disminuir su presión arterial por muchas semanas. Estudios recientes también han demostrado que puede disminuir la presión arterial en personas que han sufrido un ataque cardíaco o una insuficiencia cardiaca.

Los beneficios a largo plazo del tai chi son aún desconocidos y se necesita más investigación para entender por completo cómo influye en el modo en que funciona el organismo.  Sin embargo, es una forma de ejercicio segura que mejora el bienestar y que a lo largo de los siglos, ha demostrado que aumenta el bienestar mental, manteniéndolo saludable y feliz.
 

Tai chi para todos

 
Debido a que el tai chi es una actividad de bajo impacto (esto quiere decir que no ejerce demasiada presión sobre sus huesos y articulaciones), puede practicarlo la mayoría de la gente. Estas son buenas noticias, especialmente si usted ya no es tan joven como antes y le gustaría estar más activo. Por ejemplo, un programa de entrenamiento de tai chi puede ayudarlo a desarrollar su fuerza muscular, flexibilidad, equilibrio y tiempo de reacción. Esto puede mantenerlo más firme sobre sus pies y por lo tanto reducirá su riesgo de sufrir caídas. Si tiene menos probabilidad de caerse, entonces existe menos riesgo de que se rompa un hueso y de tener que lidiar con todos los problemas que esto acarrea.

 

El Tai chi, ¿es para mí?

Como con cualquier tipo de ejercicio, es importante que consulte con  su médico de cabecera antes de comenzar un programa de entrenamiento de tai chi, especialmente si sufre de alguna afección de salud previa. Si está embarazada, tiene una hernia, dolor de espalda u osteoporosis grave, su especialista o el instructor de tai chi pueden indicarle modificar o evitar determinadas posturas. No deje que esto lo desanime, usted aún puede participar, simplemente sea cuidadoso al intentar algunas de las posturas más avanzadas. Si usted aumenta gradualmente su fuerza y equilibrio, con el tiempo se sentirá más seguro y experimentado.
 
Entonces, si desea practicar alguna forma de ejercicio de bajo impacto y de meditación ¿por qué no probar con el tai chi?
 

Líneas de acción

  • Tenga en cuenta su salud. Si usted sufre de alguna afección o no se ha ejercitado por un período prolongado, hable con su médico de cabecera antes de comenzar a practicar tai chi.
  • Investigue un poco. Asegúrese de averiguar las calificaciones y la experiencia de su instructor de tai chi antes de comenzar un programa de entrenamiento.
  • Manténgase integrado. Es una buena idea unirse a un grupo a una clase al principio, especialmente si nunca practicó tai chi antes.
  • Disfrute. Millones de personas alrededor de todo el mundo practican tai chi todos los días y tienen una buena razón; es relajante, vigorizante y divertido.

 

Etiquetas:

Más información

  • Tai Chi Union for Great Britain

         01403 257918
         www.taichiunion.com
 

Fuentes

  • Tai chi National Centre for Complementary and Alternative Medicine. http://nccam.nih.gov, publicado en abril de 2009
  • Wang C, Collet JP, Lau J. The effect of tai chi on health outcomes in patients with chronic conditions. Arch Intern Med, 2004; 154(5):493–501
  • Gillespie LD, Robertson MC, Gillespie WJ, et al. Interventions for preventing falls in older people living in the community. Cochrane Database of Systematic Reviews 2009, 2º Edición. fecha de emisión:10.1002/14651858.CD007146.pub2
  • Thornton EW, Sykes KS, Tang W. Health benefits of tai chi exercise: improved balance and blood pressure in middle-aged women. Health Promot Int, 2004; 19(1):33–38. fecha de emisión:10.1093/heapro/dah105
  • Osteoarthritis: treatment and medication. e-medicine. http://emedicine.medscape.com, publicado el 14 de enero de 2010
  • Han A, Judd M, Welch V, et al. Tai chi for treating rheumatoid arthritis. Cochrane Database of Systematic Reviews 2009,  Edición I. fecha de emisión:10.1002/14651858.CD004849
  • Kannus P, Sievanen H, Palvanen M, et al. Prevention of falls and consequent injuries in elderly people. The Lancet, 2005; 366(9500):1885–93. fecha de emisión: 10.1016/S0140-6736(05)67604-0

¿Una segunda opinión?

Contamos con los mejores profesionales a su disposición para obtener el mejor diagnóstico

desde US$21.65/Mes

Cotizar en línea

Llame a (305) 398-7400

Desde México 01 (55) 5520-2875

O consulte nuestros planes

Planes de salud Bupa

Artículos relacionados

El tai chi moderno es una forma de arte marcial de meditación que practican millones de personas en todo el mundo. En China, es habitual ver a la gente llevando a cabo su...
Ser una persona activa es una parte importante de un estilo de vida saludable para todas las edades. Pero a medida que envejece, sus músculos se debilitan, tiende a tener m...